Hablamos de eventos con Dani Delacámara

Si hay un cómico que nos ha visto crecer y nos ha acompañado desde el principio ese es Dani Delacámara, uno de los cómicos más destacados del momento por crear un humor que incluye magníficas imitaciones de los personajes famosos más variopintos. Se trata de un monologuista excepcional que ha sabido evolucionar y adaptarse a las nuevas tendencias. Dani Delacámara es un artista en evolución, un artista que se niega a dejar de aprender. En este sentido, ha creado conferencias y talleres de humor para empresas, que imparte en la actualidad para marcas y compañías de varios sectores.

También ha participado como actor cómico en varios programas de televisión, entre los cuales destacan “Esta Noche Cruzamos El Mississipi”, “El Club de la Comedia”, “Show match”, “Maldita la Hora”, “La Corriente Alterna” y “Paramount Comedy”; y ha sido presentador del programa “Karaoke”, del especial de Nochebuena, de las campanadas de 1996 de Telecinco y de la gala de Reyes de TVE1. Durante varios años, fue colaborador radiofónico de Luis del Olmo en el espacio de humor “El jardín de los Bonsáis”, que se emitía en Punto Radio.

Aquí os dejamos sus reflexiones sobre el sector de los eventos:

¿Qué es para ti un evento?

El día más importante del año para una empresa. Donde miras lo que has hecho y donde quieres llegar. Fundamental. Imprescindible. Y que yo me gane la vida con los eventos, no tiene ninguna influencia en mi opinión…

¿Recuerdas tu primer evento?

No, pero tengo justificación: fue en el milenio anterior y supongo que sería totalmente olvidable.

¿Qué es lo que más te gusta en un evento?

Pues que me hace sentir muy útil, porque no creo que la mente del ser humano esté preparada para recibir más de una hora de información importante seguida, y gracias al humor se pueden tirar horas y horas. Para un tío que ha repetido curso y que le llamaban de niño vago y parásito, sentirse útil de adulto es toda una liberación.

¿Y lo que menos?

Cuando los de organización nos dan de comer distinto a los asistentes y salimos perdiendo. Si salimos ganando no digo nada. ¡Es broma!

¿Cuál fue el “instante” más especial que viviste en un evento?

 En un evento en un hotel de Canarias donde se fue la luz durante media hora, y sin micrófono y completamente a oscuras pude hacer reír a la gente sin parar hasta que volvió la luz.

¿Queda espacio para la improvisación?

Creo que esta pregunta está respondida con la anterior. Para mi cuando eres maestro de ceremonias es más importante tu improvisación que todo tu material.

¿Qué valoras a la hora de trabajar para un evento?

Que toda la gente que está a mi alrededor esté tan entusiasmada como yo…

¿Qué has aprendido trabajando en el mundo de los eventos?

 Que por encima de uno mismo está el evento. Hay que dar cero problemas y cientos de soluciones. Para eso estamos.

¿Desde tu punto de vista cuáles son las claves de éxito a la hora de llevar a cabo un evento?

Todas las claves las resumiría en una: que haya mucho trabajo sembrado anterior para que el día del evento sólo sea un día para recoger y disfrutar.

¿Qué es el éxito para ti?

Que el dinero no sea importante a la hora de tomar una decisión. También reconozco que ganar una Champions tampoco está nada mal.

¿Qué es lo que más te gusta hacer cuando no estás trabajando?

Lo siento yo soy autónomo, siempre estoy trabajando. ¿De verdad hay gente que no?

¿Qué es lo que más valoras de una persona? 

Sin lugar a dudas su sentido del humor.

 ¿Y lo que menos?

 Que no quede rastro de su niño interior por ninguna parte.

¿Qué libro te gustó especialmente?

Uno de Taizan Maezumi Roshi: “Appreciate your life”. En castellano se ha traducido como “El valor de la vida”. 

¿Qué película recomendarías?

Atrapado en el tiempo, también conocida como el día de la marmota. La he visto mil veces, y la veré otras mil. 

¿Qué tipo de música te gusta escuchar?

La que toco yo, que para eso estudio piano. Amo la música y una de las cosas que más me gusta hacer es tirarme en la cama con los cascos a toda mecha escuchando de todo. Siempre estaré agradecido a Mark knopfler, David Gilmour, y Daniel Barenboim, por decirte tres nombres a los que admiro muchísimo.

¿Cuál es tu restaurante favorito?

No puedo decirte uno, porque hay dos en los que realmente me siento mejor que en mi casa. Uno es Casa Pepe, un restaurante un poco escondido en la playa se San Juan de Alicante donde se come el mejor arroz del mundo. Cualquiera que vaya allí verá que me estoy quedando hasta corto. Y el otro es un italiano de Madrid que se llama Il Regno di Napoli, donde se toman unas pizzas increíbles y los mejores espaguetis amatriciana que he tomado en mi vida.

¿Una ciudad para vivir?

Soy tremendamente feliz en Madrid. Eso me habilita a ser feliz en cualquier ciudad del mundo, sobre todo si tiene mar. 

Un personaje de referencia

Mi maestro Zen: Tenkei Roshi. Cuando sea mayor me gustaría ser como él.

Un sueño que te gustaría cumplir 

Que cuando acabe mi carrera, espero dentro de mucho, cada euro que haya ganado haya sido habiendo hecho reír a los demás. De momento llevo más de 20 años de sueño cumplido.